Federación de Montañismo, Escalada y Senderismo del Principado de Asturias. Página Oficial

Caravia

GR 204 Senda Costera E-9

El GR 204 es un itinerario europeo con la signatura E9; discurre por la costa asturiana desde Bustio, en la frontera con Cantabria, hasta Vegadeo, limítrofe con Galicia.

Actualmente se encuentra señalizado en algunos tramos y en otros no existe dificultad alguna para seguirlo, pues algunos de ellos son paseos litorales que no se encuentran señalizados pero que se recorren sin ningún tipo de dificultad.

Hay tramos donde no existe ningún tipo de señalización, que no están puestos en la web, siendo conveniente en estos tramos seguir por el camino de Santiago de la costa, que muchas veces se entrecruza con el GR 204. Así mismo, algunos tramos están señalizados como PR.

  • Etapa 01: Bustio – Pendueles / 19,6 km / Tramo señalizado como GR
  • Etapa 02: Pendueles – Llanes / 15,1 km / Tramo señalizado como GR
  • Etapa 03: Llanes – San Antolín / 14,8 km / Tramo señalizado como GR
  • Etapa 04: San Antolín – Guadamía / 15,2 km / Tramo señalizado como GR
  • Etapa 05: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 06: Arenal de Morís – Playa de La Espasa / 3,9 km / Tramo señalizado como GR
  • Etapa 07: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 08: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 09: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 10: Playa de la Ñora – Gijón / 10,4 km / Tramo señalizado como Senda Norte
  • Etapa 11: Xivares – Candás / 3 km / Tramo señalizado como Senda Norte
  • Etapa 12: Luanco – Xagó / 32,9 km / Tramo señalizado como PR
  • Etapa 13: San Juan de Nieva – Soto del Barco / 17,6 km / Tramo señalizado como Senda Norte
  • Etapa 14: Soto del Barco – Cudillero / 4,7 km / Tramo señalizado como Senda Norte
  • Etapa 15: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 16: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 17: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 18: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 19: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 20: Cadavedo – Villademoros / Tramo No homologado
  • Etapa 21: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 22: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 23: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 24: Barayo – Navia / 19,5 km / Tramo señalizado como GR
  • Etapa 25: / Tramo sin señalizar
  • Etapa 26: Ortiguera – Viavélez / 15,1 km / Tramo señalizado como GR
  • Etapa 27: Viavélez – Tapia de Casariego / 21,4 km / Tramo señalizado como GR
  • Etapa 28: Tapia de Casariego – Vegadeo / 35,6 km / Tramo señalizado como GR
Gr 204

GR 204 Senda Costera E-9 Leer más »

Senda Costera entre las playas de Vega y la Espasa

Por el Camino de Santiago

La belleza natural del paisaje de la costa oriental asturiana se ve incrementada por el atractivo encanto de los pueblos de la zona, que cuentan con un gran valor patrimonial, cultural e histórico. Existen muchas maneras de conocerla y los caminantes preferimos hacerlo a través de los caminos que por ella se dibujan. En este caso vamos a usar como vía de aproximación el Camino de Santiago, hecho histórico del siglo IX que el rey Alfonso II ideó. A partir de esas fechas miles de europeos y hasta nuestros días la recorrieron personajes de todos los estamentos sociales, incluso el monarca Carlos V en su desplazamiento desde Villaviciosa en 1517.

El tramo que en esta ruta vamos a recorrer, es el comprendido entre las playas de Vega en Ribadesella y la Espasa de Caravia. Llegamos a Vega por la carretera local que arranca en el Km. 7 de la N-632. Antes de alcanzar dicha localidad hemos de atravesar un corto, pero bonito desfiladero de Entrepeñas que el río Acebo esculpió hace millones de años. 

Tras cruzar el pueblo, nos plantamos en el arenal de la playa de Vega que por su interés ecológico, ha sido declarada Monumento Natural y una vez allí hemos de atravesar el río Acebo hacia la margen opuesta por el nuevo puente de cemento, dirigiéndonos por el camino real que a tramos empedrados, asciende señalizado bajo la ladera septentrional del Cuetu Aspra hacia el pueblo de Berbes. Todo este tramo de ascensión es de indudable belleza paisajística que nos muestra unas buenas imágenes de la rasa costera. 

El remonte culmina en el km 9 de la N-632 y sin invadir la carretera nos adentramos por una pista hormigonada en las entrañas de Berbes, (85 m) – 1,9 km en 40 min- luego, atravesamos su laberinto urbano y bordeando sus límites septentrionales cruzamos seguidamente la carretera N-632, donde nos apoderamos del camino conocido como La Caleyona a cuyo término nuevamente nos planta en la carretera general. 

Avanzamos por ella un corto tramo hasta toparnos con el camino real que prosigue paralelo bajo la misma vía. De nuevo estamos en la carretera, en el lugar conocido como el Sollareu y por ella proseguimos durante 1 km. más y tras cruzar el puente del arroyo de La Reguta, giramos a la derecha para tomar el rumbo de una pista de montaña que asciende de manera sesgada hacia el poniente a la sombra de un bosque multicolor.

De esta guisa abandonamos el concejo de Ribadesella adentrándonos en Caravia. La pista que estamos siguiendo culmina en el collado de La Campona, mientras que la herbosa plataforma nos ofrece nuevas panorámicas sobre la costa asturiana. Descendemos en esa dirección de manera perseverante guiados por la huella del camino que aquí es menos consistente y un poco más trabado, pero que no tiene pérdida posible, alcanzando finalmente la playa de Morís (8 m)- 4,8 km en 1 h y 40 min de marcha.-Aquí hemos de tomar la carretera de acceso y a la altura del camping, las señales senderistas nos indican el rumbo a seguir que discurre necesariamente por una sucesión de prados cerrados por lo que estamos obligados a compartirlos con el paso del camino real, primigenio desde tiempos inmemoriales. 

Atravesamos el primer trecho para descender ligeramente al arroyo de Los Romeros que cruzamos por un puente de madera, para retomar de seguido un nuevo remonte que sin variar el rumbo a poniente, continúa entre praderías hasta que nos asomamos al entorno de las playas de La Espasa. El camino aquí se arrima peligrosamente al borde costero cuyas embestidas marinas origina la erosión lógica del terreno. Evitado este tramo, la ruta confluye de seguido en la playa, la primera de las tres que se compone La Espasa. Aquí damos por finalizado este tramo por la ruta costera oriental asturiana.

DATOS TÉCNICOS

Recorrido: Playa de Vega-Berbes-Playa de Morís-La Espasa

Duración: 2 horas y 50 min.

Distancia: 7,5 Km.

Dificultad: Baja

Senda Costera entre las playas de Vega y la Espasa Leer más »

Hayedo de la Biescona

La sierra del Sueve, a solo 4 km de la costa de Colunga, se levanta sobre el nivel del mar por encima de los 1.100 metros, en concreto su cota máxima llega hasta los 1.159 metros: El Picu Pienzu. La cota más alta y más cercana al mar de todo el litoral asturiano. Llegar a esta cima, asequible para cualquier excursionista, es alcanzar una de las mejores panorámicas de todo el Cantábrico. De frente, el mar, una gran franja de litoral que prácticamente abarca toda la zona oriental de la región. Es lo más parecido a una vista aérea. Detrás de nosotros se descubren imponentes los Picos de Europa. Los observamos desde una perspectiva amplia, garantizada por la altitud a la que nos encontramos.

En la misma sierra, espacio protegido de 81 Km. cuadrados de extensión, podemos llegar a tropezarnos con una manada de gamos pastando en las inmediaciones. Y es que si hay suerte, el Sueve se convierte en un inesperado observatorio de fauna salvaje. También andan por aquí los famosos asturcones, uno de los caballos más antiguos y puros del mundo del que se tienen referencias históricas que se remontan 2.000 años atrás. Es una raza única, con un vigor desproporcionado a su tamaño (una alzada de 1,25 m. de media), fuerte constitución y pelaje oscuro.

Tienen orígenes celtas, e igual que en sus primeros estadios de desarrollo viven salvajes por esta sierra. Antiguamente, eran muy apreciados por los guerreros, ya que garantizaban una agilidad sorprendente. Su fama llegó a toda Europa y fueron exportados a otras tierras altas, incluidos los Alpes.

Estos montes del Sueve fueron en su día el último reducto de una yeguada de asturcones. Solamente el esfuerzo de algunos criadores junto con la creciente conciencia de la necesidad de preservar esta raza permitió su recuperación. En los años 70 su número se reducía a 40 ejemplares. Cada año, durante el mes de agosto se marcan en la Majada d’Espineres (el acceso está en el Alto de La Llama) todos los potros a fuego con la inicial de su propietario y se intenta domar a uno de los adultos. Lo que antes era cosa de ganaderos, hoy en día es una gran fiesta declarada de Interés Turístico Regional: La fiesta del Asturcón.

Hayedo de la Biescona Leer más »

Scroll al inicio